Un llamado a la conciencia

angeronaHacemos un llamado sobre el  Monumento Nacional de Artemisa Cafetal Angerona  , patrimonio de todos los cubanos y en particular de los artemiseños, sus majestuosas ruinas hoy, y su historia, son dignos exponentes de una época en todos sus aspectos, como fue el significativo siglo XIX en este país.

Somos muchos los que antes, ahora y siempre clamaremos porque se mire de verdad para Angerona, se sensibilicen y se determine aunque solo sea con las manos, su remozamiento. Basta ver las imponentes ruinas de la casa de vivienda y las demás del conjunto, que al decir del Arquitecto Daniel Taboada ¨…si solo quedaran en Angerona los restos del barracón de los esclavos, sería suficiente para considerarlo como un valioso conjunto”, agregando ¨… que si tuviésemos que escoger un aspecto general del conjunto, nos decidiríamos por la romántica impresión que causan estas ruinas que han llegado a adquirir una innegable belleza en la espontánea composición, que solo la mano del tiempo fue capaz de crear”.
 
Opinión tan erudita a la ves que hermosa emitida hace 15 años, pero que nadie valoró y que al paso de los años, más afectadas están dichas ruinas, no solo por la inclemencia del tiempo, sino también por la indiferencia e ignorancia de los hombres.
 
Preservar las valiosas ruinas existentes, atender las áreas verdes, sembrar las 4 calles de palmas, que si se hubiese hecho hace 20 años, los mismos que luchamos por ella, ya cosechásemos palmiche, además de restituirle a Angerona, una de sus singularidades.
 
Debemos ir poco a poco salvando y poniendo en explotación áreas, que a corto o mediano plazo puedan irse financiando y permitan pasar a otras, y así en un futuro, que debía ser presente, este grandioso lugar pudiera estar incluído en los planes turísticos nacionales.
 
Son muchos los valores a investigar en Angerona: arqueológicos, arquitectónicos, ingenieros (sistema hidráulico empleado), botánicos, espeleológicos, más otros; el rescate de la presencia africana, su hábitat, tradiciones, costumbres etc., tienen en el cafetal Angerona el lugar idóneo, no hay otro en esta región, donde esa infeliz masa esclava pueda ser mejor estudiada, fuente principal, creadora de las sólidas riquezas obtenidas por su dueño, en las primeras décadas del siglo XIX.
 
Esperemos quienes nos visiten, se sumen en esta cruenta lucha que significa el rescate de este bello, enigmático e histórico sitio.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s